Events, Fashion

Naeem Khan: «He vestido al 70% de Hollywood»

Conocido por su costura exquisita con raíces indias, suyo es el vestido que eligió Michelle Obama en la cena de Estado de Cuba, «y 16 o 18 más». El diseñador del glamur se ha lanzado al mundo de las novias y ahora presenta su quinta colección en Barcelona. Os cuento como fue su gran noche y lo que hablamos en el ‘backstage’ 

 

Para la Barcelona Bridal Fashion Week 2016 fue todo un lujo acoger el impresionante y delicado desfile creado a la manera de la alta costura de Naeem Khan, pero para el diseñador esta también fue una presentación importante. «Me interesa mucho porque es una de las pasarelas del sector más importantes del mundo», dice en un momento de pausa en su fugaz viaje de dia y medio.
 Estamos en el backstage de la pasarela, rodeados de los elaborados diseños de su nueva colección de novia, un mundo donde entró hace tan solo sólo dos años y medio. «Para mí era un nuevo reto abrir una línea de negocio distinta que, además me resulta muy sencillo asumir. Tengo el mismo equipo que realiza el prêt-à-porter y utilizo las mismas técnicas. Es divertido y te hace estar rodeado siempre de un montón de jóvenes clientas «, explica divertido con un inglés muy británico que recuerda sus orígenes indios.

Nacido en Bombay hace 57 años en una familia dedicada a los tejidos y a los bordados, ya sentía interés por la moda desde muy pequeño y sus padres le animaron a hacerse diseñador. Estudiaba en el Fashion Institute of Technology de Nueva York cuando un día su padre le presentó el mítico Roy Halston. Conectó enseguida con el maestro del corte y no dudó en aceptar el trabajo que le ofrecía a su lado. Era entrar en su apasionante subcultura, el mundo de Andy Warhol, Martha Graham, Liz Taylor, Liza Minelli …

«Fui muy afortunado. Tenía 19 años y estaba hambriento de hacer y vivir cosas, aprendía rápido y me rodeaba gente con muy buen karma. Ellos me hicieron como soy y me enseñaron a mirar más allá de las cosas. Una flor no es sólo una flor, tiene color, textura, aroma … ¡Yo estaba al lado de Warhol cuando creaba sus populares amapolas! Trabajar con gente que transmite energía positiva es básico para que puedas encontrar tu propio camino. «.

Un camino que, en su caso, tiene como base la riqueza de la cultura textil india en un formato totalmente contemporáneo. Y el glamour. «La mía es una historia de glamour de tres generaciones, lo llevo en la sangre», dice siempre sonriente, a pesar del jet-lag. El vestido que Kate Middleton lució ante el Taj Majal es una buena muestra de su trabajo.

Y los «16 o 18» que ha llevado Michelle Obama (el último, en la cena de estado de Cuba), su mejor embajadora en el mundo. Admite que es muy bueno para el negocio, y además es un reconocimiento que le hace feliz.

«El que más me gusta de todos es el dorado que se puso en la India en 2009. Quería hacer un homenaje a las amapolas warholianas pero tenían derechos de autor así que hice una variación inspirada en la tradición india. La silueta era estadounidense y simple. Cuando usas telas muy ricas, el vestido debe ser sencillo «. Dice que no le probó la pieza («no lo necesito porque llevo 30 años de profesión y con una fotografía ya conozco el cuerpo»), y que no sabe nunca cuando la primera dama vestirá alguno de sus diseños. «Ha dejado de preocuparme, los hago y si hay suerte bien, y sino, también», dice este hombre de talante amable y aspecto sorprendentemente joven.

Las hijas de los Obama ya han empezado a llevar también sus vestidos de fiesta, que visten actrices como Diane Kruger, Eva Longoria, Jennifer Lopez… «He vestido al 70% de Hollywood, pero es gente rodeada de representantes y yo no me agobio con nada. Yo sólo hago los diseños porque mi vida es diseñar «, dice con su sonrisa permanente.

Le gusta la vida, cocinar, el polo y también las mujeres bonitas. «Quiero que la mujer que vista mis diseños sea muy feliz». Unos diseños que, en el caso de la colección nupcial, ya exporta a Singapur, Taiwán, Japón, Sudamérica … «Todo está yendo muy rápido, crecemos mucho».  Khan cuenta que crea para una clientela exclusiva, que viaja y que se mueve por diferentes culturas.

En la Bridal Week vimos auténticos vestidos joya, elaborados con materiales nobles como la seda, y llenos de intrincados bordados florales, cristales incrustados e hilos metálicos que pueden convertirse en piedras preciosas u oro si la clienta lo pide. Y lo paga!

En la primera fila, las invitadas de la feria, Laura Ponte, Carmen Lomana, Fiona Ferrer, Mar Flores, Laura Ponte y Nieves Álvarez aplaudían deslumbradas. La colección era tan potente que realmente no hubiera necesitado el apoyo de una alfombra roja de celebrities. Me encantó ver a Alicia Borrás, antigua modelo de Pertegaz, tan bella como siempre. No hubo declaraciones de Mar Flores por mucho que la prensa insistió.

 

 

 Lástima que los fantásticos Louboutin que despertaban pasiones entre la grada fueran auténticos diablos de suela roja que hicieron caer a más de una modelo. Alguna se hizo daño y todo.

El maquillaje fue suave, seguramente para no hacer sombra a tanta sobredosis barroca textil. En una temporada en que en el prêt-à-porter el maquillaje se ha vuelto artístico y potente, Maite Tuset, la jefa de maquillaje de MAC, me cuenta que, en general en el mundo novias todo es más dulce «excepto con las diseñadoras de Yolan Cris, que siempre se atreven más con el color».

Vestidos ajustados al cuerpo, en estilo princesa y otros con flecos al modo del charlestón más sofisticado para vestirse de novia o ir de invitado a la más selecta de la boda. Tonalidades suaves, pero también alguna pieza totalmente negra y otras intensamente doradas. Khan que le inspira su mujer (exmodelo también india y diseñadora de joyas), pero igualmente un libro, un reencuentro con alguien, un sueño loco, …

Los suyos son diseños caros, «pero eso no es un problema porque hay mucha gente con mucho dinero en el mundo «, dice picarón.  ¿Haría una colección cápsula para una cadena? «¿Por qué no? Siempre que se realizara con las técnicas adecuadas. No sé cómo hacen vestidos de 50 dólares, yo sé cómo se hacen los de 50.000! «, ríe de nuevo. Entre sus proyectos está el de sacar una fragancia al mercado. Será floral? «Ya lo veremos, lo que seguro que será es exótica!». Su visita fue muy corta pero aún así dice que de Barcelona se lleva sobretodo «amor».

GALERÍA DE IMÁGENES

 

 

Si te ha gustado sigue
este blog y sígueme en: